viernes, 24 de marzo de 2017

El chinche americano del pino (Leptoglossus occidentalis)

 PLANTA QUE AFECTA: Pino blanco (Pinus halepensis).

Pinus halepensis


Es  un insecto hemíptero (chinche) y chupador que se alimenta de la savia de brotes, piñones y piñas en formación, de manera que resultan inviables para su germinación. 

 chinche americano del pino (Leptoglossus occidentalis)


En las zonas de donde es originario se alimenta de las especies Pseudotsuga menziessi., Pinus spp., Larix occidentalis y Tsuga heterophylla; en estas áreas se considera una plaga.

Pseudotsuga menziessi

Pseudotsuga menziessi

Pseudotsuga menziessi


Los daños los producen tanto las ninfas como los adultos durante la alimentación; ésta se produce mediante un estilete que el chinche tiene en la boca, con el cual absorbe el contenido de piñas y piñones. Esta alimentación puede provocar desde la deformación de las piñas, hasta la disminución de la capacidad germinativa de las semillas y, por lo tanto, la reducción de  su viabilidad.

Se pueden observar durante el otoño e invierno, cuando buscan refugio de invernada donde protegerse del frío como: nidos de aves, trampas y amas de llaves abandonadas y construcciones humanas. Dado su comportamiento gregario pueden generar alarma entre la población; no obstante, hay que remarcar que no causan lesiones a los humanos.



Presenta dos características que facilitan su identificación: tibias posteriores en forma laminar y un dibujo de líneas blancas en la zona interior de los hemilitros (similar a uno 4 invertido)



En Europa se desconoce la incidencia en que este insecto puede tener sobre la viabilidad de los piñones. Tampoco existe ninguna reglamentación específica ni se han desarrollado atrayentes ni trampas específicas.

En las Islas Baleares, se ha confirmado oficialmente la presencia de l. occidentalis el año 2011 en Menorca, y posteriormente en Mallorca.



Para más información puede consultar las siguientes fichas descriptivas:

Ficha de Leptoglossus occidentalis Heidemann, la chinche americana del pino. (actualización).

¿Qué es y  dónde se localiza?


Se trata de un insecto hemíptero de la familia Coreidae, llamado insecto de las entonces de las coníferas. Tiene una grande capacitado invasora y de adaptabilidad al medio.

huevos eclosionando de  Leptoglossus occidentalis

huevos eclosionando de  Leptoglossus occidentalis

huevos eclosionando de  Leptoglossus occidentalis

Ninfa de Leptoglossus occidentalis


Es originario de la cuesta oeste de los Estado Unidos (Heideman, 1910) donde se considera invasor, y posteriormente se extendió al este de los Estados Unidos, Canadá y México.

Se detectó por primera vez en Europa en 1999, al norte de Italia. A partir de este momento se extiende por Suiza, Eslovenia, Croacia, Hungría, Austria, República Checa y España. En nuestro país se detectó por primera vez en 2004 en Barcelona, y posteriormente se ha citado en numerosas localizaciones.

Larix occidentalis

Larix occidentalis

Larix occidentalis


En las Islas Baleares había una cita del insecto sin confirmación oficial en Son Parco, Menorca, del año 2010 (Pérez & Prieto, 2010). El noviembre de este año 2011 un agente de medio ambiente de Menorca ha localizado varios ejemplar en Alaior, los cuales han sido confirmados oficialmente por el laboratorio de referencia.
Posteriormente se ha localidad un ejemplar en Mallorca, refugiado en una de las trampas instaladas para la captura del cerambícido Monochamus galloprovincialis.

Monochamus galloprovincialis

Monochamus galloprovincialis


Especies forestales a las que afecta


Es un insecto chupóptero  que se alimenta de la savia de brotes, piñones y piñas en formación, de forma que resultan inviables para su germinación.
En las zonas de donde es originario se alimenta de las especies Pseudotsuga menziessi.,
Pinus spp., Picea spp., Larix occidentalis y Tsuga heterophylla. En estas áreas se considera una plaga.

Tsuga heterophylla

Tsuga heterophylla

Tsuga heterophylla

Tsuga heterophylla


Según un estudio del Servicio de Sanidad Forestal y Equilibrios Biológicos del Ministerio de Medio Ambiento y del Medio Rural y Marino (MARM), L. occidentalis presenta preferencias significativas por unas especies de pino respecto de otros (no han analizado la preferencia por el pino blanco).

Biología y descripción


Los adultos son bastante grandes, con una medida que oscila entre 10-20 mm de longitud y entre 5-7 mm de ancho, siendo las hembras más grandes. Las antenas son largas, de color entre marronoso y cobrizo.








Son buenos voladores.

Presenta dos características que facilitan su identificación: tibias posteriores en forma laminar y un dibujo de líneas blancas en la zona interior de los hemelitros (similar a un 4 cambiado).

La puesta la realiza en una hoja de pino formando una fila continua; los huevos tienen forma de barril de entre 1-2 mm de longitud, de color amarillento y anaranjado; eclosionen a la primavera, a los 10-14 días después de la posta.

Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1

Ninfa Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1

Huevos. Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1

Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1

Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1

Ninfa. Fuente: httpwwx.inhs.illinois.eduresearchpisjtaylorsjtaylorcoreida1


Las ninfas que emergen de los huevos pasan por cinco estadios larvarios. En estos estadios juveniles presentan un aspecto similar al del un adulto, pero de menor tamaño; predominan los colores marrón y rojo.

Son difíciles de observar excepto durante el otoño-invierno, cuando empieza a hacer frío y buscan un refugio de invernada donde protegerse como: nidos de aves y roedores, corteza de árboles, trampas y casas abandonadas y construcciones humanas. Dado su comportamiento gregario pueden generar alarma entre la población; sin embargo, hay que remarcar que no causa lesiones a los humanos.
En los países de donde es originario presenta una única generación al año. Estudios realizados por el laboratorio de la Comunidad Valenciana y por el Servicio de Sanidad Forestal y Equilibrios Biológicos del MARM apuntan a la posible existencia de varías generaciones anuales, especialmente en las zonas más cálidas, aunque este hecho no se ha podido demostrar en la actualidad.

Picea spp

Picea spp

Picea spp

Picea spp



Daños


Los daños los producen tanto las ninfas como los adultos durante la alimentación, que tiene lugar principalmente sobre las piñas y piñones y menos frecuentemente sobre acículas tiernos y incluso flores.

El L. occidentalis es un insecto chupón que se alimenta mediante la introducción de un estilete que tiene a la boca con el que absorbe el contenido de piñas y piñones.


Los principales daños que provoca van desde la deformación de las piñas, cuando la alimentación se produce sobre piñas y flores de primer año, hasta la disminución de la capacidad germinativa de las entonces cuando de insecto se alimenta sobre piñas más antiguas o sobre los piñones directamente (Koerber, 1962). Estos daños no siempre se observan a simple vista.

No se conoce con exactitud el nivel de daños ocasionados; así, algunos estudios americanos realizados sobre Pseudotsuga menziesii hablan de una reducción de viabilidad de las entonces de hasta el 80%, mientras otras observaciones con rayos X indicarían una incidencia muy menor, de entre 5-15%. En Europa, según el Organización Europea y Mediterránea para la Protección de las Plantas (EPPO), no se han identificado daños atribuibles a la chinche, sin embargo, tampoco se han realizado estudios en profundidad.

Control


No hay en Europa ninguna reglamentación específica sobre esta especie invasora, básicamente debido de al desconocimiento actual sobre el nivel real de daños que puede ocasionar.
No se han desarrollado atrayentes ni trampas específicas para L. occidentalis. En estudios realizados en otras comunidades autónomas utilizan casas abandonadas que adaptan para posibilitar su utilización como refugio de invernada por parte del insecto.

Como enemigo natural hay que destacar Ooencyrtus pityocampae, parásito habitual de la procesionaria del pino, el cual se ha observado que puede parasitar también las postas de Leptoglossus occidentalis, cuando coinciden en la misma época.

Ooencyrtus pityocampae


Fuentes bibliográficas:


- Domínguez, J.C; Pérez, G; Martín, A.B. (2011). Prospección del chinche Leptoglossus occidentalis en Castilla y León durante el año 2011. Junta de Castilla y León, Consejería de Fomento y Medio Ambiente.
- Fons, R. (2009). Una nueva plaga. Leptoglossus occidentalis. Fotonatura.org.
- Generalitat Valenciana. 2010. Leptoglossus occidentalis. www. gva.es
- Pérez, J & Prieto, F. (2010) La contribución de registros fotográficos en internet para estudios faunísticos: el caso de la expansión iberobalear de la especie invasora Leptoglossus occidentalis Heidemann, 1910 (hemiptera, Coreidae). Archivos Entomológicos, 4: 45-52
- Pérez-Laorga, E; Mas, H. (2011). Estudio del ciclo biológico de Leptoglossus occidentalis Heidemann, 1910 (Hemiptera, Coreidae) en la Comunitat Valenciana, estimación de daños visuales sobre piñas y muestreo mediante trampas-refugio. Resultados preliminares. Generalitat Valenciana, Conselleria d’Infraestructures, Territori i Medi ambient.
- Servicio de Sanidad Forestal y Equilibrios Biológicos; Servicio de Material Genético. (2011). Aportaciones al conocimiento del ciclo biológico y de los daños de leptoglossus occidentalis, chinche perforadora de las piñas. Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino.
- Sesma, J.M. (2008). Leptoglossus occidentalis Heidemann 1910. En www.biodiversidadvirtual.com




Ninfa de Leptoglossus occidentalis


Fuente: Servicio Forestal del Gobierno de las Islas Baleares:

Ficha Leptoglossus occidentalis Heideman, 1910; Chinche americano. Plagas y enfermedades de las masas forestales españolas:

Todas las imágenes las he conseguido por búsquedas en Google Imágenes por:  Leptoglossus occidentalis, Pinus halepensis,  chinche americano del pino, Pinus, Ooencyrtus pityocampaepicea, Monochamus galloprovincialis. Agradezco a sus autores por compartirlas en la red.


1 comentario:

  1. ¿Un insecto "chupóptero? ¿Ese es el nivel de su vocabulario científico?

    ResponderEliminar