lunes, 4 de junio de 2018

Urticaria por exposición frente a orugas.


Si buscamos Google “irritación por contacto con la procesionaria del pino” nos encontramos este artículo en la Fundación MAPFRE

Urticaria por exposición a la oruga procesionaria del pino Thaumetopoea pityocampa

Sexo y edad del paciente

Varón 26 años, sin antecedentes relacionados con el motivo de la consulta ni tratamientos que comentar salvo haber tomado Ebastina (antihistamínico), pensando en una reacción alérgica.



Sintomatología

El paciente acude por múltiples picaduras de insectos altamente pruriginosas de 12 días de evolución con remisión muy tórpida.

Comenta objetivar picaduras en todo el tronco y extremidades tras haber estado montando la bici en los pinares en la región de Valencia. Todos sus amigos participantes del ejercicio presentan las mismas lesiones y nadie se había dado cuenta del daño sufrido durante la carrera. Pasados 8 días, el paciente continua con prurito intenso, sensación distérmica, sequedad bucal, somnolencia (afirma estar en tto con ebastina) y las lesiones cutáneas con gran componente inflamatorio, algunas evolucionadas en hematomas.


Exploración física

FC: 63 lpm TA: 115/63 mmHg Tª 36,0º. Buen estado general. Por órganos y sistemas sin alteraciones.

Piel: múltiples lesiones compatibles con picaduras de insecto (hasta 100) diseminadas por todo el tronco y extremidades respetando la cara, palmas y plantas de los pies, polimorfas-algunas con un fondo inflamatorio eritematoso, otros con la base endurada y otras en resolución formando hematomas discoidales.

Analítica sanguínea rigurosamente normal.

Diagnóstico

El caso es muy simple y su diagnóstico no presenta ningún misterio (quizás excepto la definición exacta de la especie del insecto culpable), pero la clínica de este mal es realmente molesta y nadie está exento de padecerlo.

Las orugas, las formas adolescentes de las polillas y mariposas y de la oruga procesionaria del pino, son la forma larvaria del lepidóptero nocturno Thaumetopoea pityocampa. Supone una plaga forestal en los países mediterráneos y se está expandiendo hacia el norte de Europa por el calentamiento global. En 2010 en la región de Huesca en una fiesta en torno a 100 personas sufrieron las consecuencias del contacto con este animal, por lo que hemos considerado útil comentar la naturaleza y los síntomas de esta enfermedad y las medidas básicas de su tratamiento.



Durante sus tres últimos estadios larvarios las orugas presentan unos pelos punzantes de pequeño tamaño que usan como un método de protección contra los depredadores. Estos pelos se desprenden con facilidad y pueden ser transportados por el viento. A veces las fibras de las orugas contienen toxinas que liberan cuando penetran en la piel y pueden producir distintas patologías, entre las que destaca la afectación cutánea que se manifiesta fundamentalmente como urticaria de contacto y dermatitis papulosa. También son capaces de clavarse e irritar la mucosa conjuntival y de penetrar en la vía respiratoria produciendo manifestaciones a este nivel. En los últimos años se han descrito varios casos de reacciones anafilácticas por este insecto.

Los mecanismos patogénicos implicados incluyen el mecánico o irritativo y el alérgico por hipersensibilidad mediada por IgE, donde las reacciones son inmediatas, repetidas y progresivamente más graves.



Recibir el ataque de una oruga y ser picado puede ser muy doloroso, dependiendo de la especie. Por suerte, esta lesión generalmente no es grave en la mayoría de personas, pero el dolor y el escozor deben tratarse con prontitud y, si tienes algún problema de alergia, es sensato prestar especial atención a tus reacciones.

Síntomas y actuación ante picadura de oruga

Aprende los tipos de reacciones posibles para una picadura de oruga:
- Dermatitis: picazón y dermatitis por contacto, ampollas, ronchas, pequeñas protuberancias rojas, dolor.
- Conjuntivitis aguda, en caso de que los pelos penetren en los ojos.
- Lepidopterismo: urticaria (sarpullido que produce picazón o urticaria), inflamación en las vías respiratorias altas, náuseas, vómitos, dolor de cabeza y broncoespasmo.
- El contacto con la oruga asiática Dendrolimus pini puede provocar sarpullido con comezón e incluso causar formas de artritis (poliartritis, policondritis u osteoartritis crónica).
- El sangrado e insuficiencia renal puede producirse después de entrar en contacto con la oruga 

Lonomia sudamericana. El contacto con esta oruga puede ser peligroso, incluso fatal, si se produce en grandes cantidades (como recoger vegetación donde se encuentran muchas de ellas). Esta oruga se encuentra en Brasil y existe un antídoto.

Lonomia


Tranquiliza a la víctima de la picadura. Es más fácil y menos estresante tratar una picadura si estás calmado. Además, el veneno tiende a desplazarse más rápido cuando el paciente se mueve. Entiende que la mayoría de picaduras de orugas en América del Norte y Europa, si bien son dolorosas, son benignas. Las muertes por picaduras de orugas son raras.

* Retira a la oruga si aún se encuentra en el cuerpo. Utiliza fórceps o pinzas, pero no lo hagas con las manos desnudas.
* Coloca el celo (cinta adhesiva Scotch, cinta de celofán o cinta americana) sobre el lugar de la picadura. Pégala y quítala repetidas veces. Hacerlo quitará las espinas, pelos y toxinas. Sin embargo, cada vez que coloques la cinta, utiliza una nueva para no poner más pelos en la picadura.
* Lava el área lesionada con agua y jabón. Retira toda la ropa contaminada y lávala con agua caliente.
* Una bolsa con hielo o comida congelada también sirve muy bien. Aplica una compresa fría en el área de la picadura después de lavarla. Cuando la sensación punzante se haya reducido (después de 15 o 20 minutos), aplica una mezcla de bicarbonato de sodio y agua.
* Aplica un anestésico tópico, si tienes acceso a uno.
* Los calmantes como el Paracetamol o Nolotil pueden ser útiles.
* Puedes reducir la inflamación al elevar el área de la picadura.
* Si es necesario, puedes aplicar nuevamente la compresa fría cada hora por 15 o 20 minutos durante las siguientes horas.
* Puedes usar un paño húmedo como sustituto adecuado para una compresa fría.
* Vigila la picadura. Busca supuración, sarpullido, inflamación o cambio de coloración; en caso de que los síntomas no mejoren, busca atención médica. (Si el paciente sufre de asma, fiebre del heno u otras alergias o si surgen síntomas de alergia, visita a un médico inmediatamente).

Documenta la oruga que te picó. Esto puede ser importante después si observas síntomas nuevos o peores. Si no tienes una cámara a la mano, anota rápidamente las características (color, longitud relativa, textura, cantidad aproximada y textura de las espinas). Las orugas de las que hay que cuidarse son:

La oruga de pus (Megalopyge opercularis): este es considerado el tipo más peligroso de orugas en los Estados Unidos y América Central. Se trata de la forma larvaria de la polilla de franela y se encuentra en zonas desde Maryland hasta México. Mientras más grande sea la oruga, peor será su efecto. Por lo general, se encuentran en varios árboles y arbustos, entre ellos el olmo, el arce, el almez, el roble, el sicómoro, etc. Tienes más probabilidades de encontrártelas en periodos de junio a setiembre. Todos los pacientes sentirán dolor al recibir una picadura de esta oruga, mientras que de uno a tres experimentarán dolores de cabeza, espasmos musculares, dificultades respiratorias y convulsiones.

Oruga “Stinging Rose” (rosa picadora) Parasa ideterminata: a menudo se encuentra en los arbustos y ramas bajas de árboles de cercis, de roble, de pacana, de arrayán, de cerezo silvestre y de sicómoro.

Parasa ideterminata



Oruga “Saddleback Caterpillar” (silla de montar) Acharia stimulea: si esta oruga te pica, se producirá una irritación severa. A menudo se encuentra en árboles de hojas caducas (p.ej. castaño, cerezo, roble, tilo y ciruelo) y a veces en el maíz.

Acharia stimulea



Oruga Euclea delphinii: esta oruga a menudo se encuentra en el roble, en la haya, en el castaño, el sauce, el peral, el arrayán, el oxidendro, el cerezo silvestre y otros árboles.

Euclea delphinii



Oruga de la polilla “Buck” (Hemileuca maia): esta oruga tiene espinas venenosas y se encuentra en robles y sauces, generalmente en primavera hasta mediados del verano.

Hemileuca maia

Hemileuca maia



Oruga de la polilla Io Automeris Io: esta oruga tiene espinas venenosas. Y se encuentra en muchas plantas, entre ellas el maíz, las rosas, el sauce, el tilo, el olmo, el roble, el algarrobo, el manzano, la haya, el fresno, la grosella y el trébol, normalmente en primavera hasta mediados del verano.

 Automeris Io



Oruga de la polilla Phobetron pithecium (Hag Moth): esta oruga se asemeja a una hoja seca y, por lo general, se encuentra en las ramas bajas de los árboles y arbustos, entre ellos el roble, el castaño, el cornejo, el sasafrás y el fresno.

Phobetron pithecium



Oruga “Spitfire” (escupefuego)  Eacles imperialis (Australia): esta oruga puede lanzar un líquido así como causar dermatitis por contacto si los pelos ingresan en la piel y se quiebran.

Eacles imperialis



Consejos de actuación y prevención ante picaduras de oruga

Es posible tener una reacción alérgica a las picaduras de oruga y algunos de estos insectos tienen un veneno particularmente potente. Busca síntomas como hinchazón del rostro, garganta o lengua, decoloración de la boca, dificultades respiratorias o un sarpullido que se propague rápido. Ellos pueden indicar una reacción grave y requieren atención médica inmediata.

Nunca dejes que las mascotas o niños jueguen con criaturas desconocidas, incluso con una tan pequeña como una oruga. Enséñales a los niños a evitar las orugas espinosas y de colores brillantes, ya que esas características a menudo son un código natural que indica veneno.

Incluso las orugas que no pican pueden ser dañinas para tu patio. Busca los nidos de color blanco y cubiertos de seda ubicados en los árboles. Algunas orugas como las del género Thyridopteryx ephemeraeformis” o la polilla gitana asiática son parásitos y pueden matar a los árboles.

Supuestamente, los antihistamínicos no son útiles con las picaduras de oruga.


Cosas que puedes necesitar para tratar las picaduras de oruga:

Cinta (cinta americana, cinta adhesiva Scotch, cinta de celofán) o una cáscara facial comercial.
Mezcla de bicarbonato de sodio y agua.
Compresa fría o comida congelada (cualquier cosa fría o congelada debe servir).
Agua limpia y jabón.
Calmantes.
Consejos de seguridad vial
La picadura de oruga, como decimos, puede provocar picores y dolor. Hay que advertir que se tenga cuidado si se conduce por estas molestias, ya que afectarán a la concentración del conductor.
En caso de tomar algún calmante o antihistamínico, se deben observar las medidas habituales con estos fármacos, atención a la somnolencia y lentitud de reflejos que pueden provocar.

Bibliografía:

Picaduras de orugas.

La oruga del pino o más conocida como procesionaria, es la responsable del retraso en el crecimiento o la muerte de varios tipos de pinos. Además del daño a la naturaleza, la oruga procesionaria provoca reacciones dermatológicas en los seres humanos por el contacto con sus pelos irritantes. La dermatitis se produce tan solo con entrar en contacto con los pelos que vuelan en el aire. Esta dermatitis se observa generalmente en primavera y sobre todo de abril a junio.
La erupción tiene su inicio de 1 a 12 horas después del contacto con los pelos y se presenta con picazón intensa y continua. Morfológicamente, consiste en lesiones papulosas, excoriadas y rosadas en una base edematosa. El diagnóstico suele ser sencillo. El mecanismo patogénico de la afección es mecánico, farmacológico y de naturaleza alérgica. Además de la piel, la procesionaria puede afectar a los ojos y rara vez las vías respiratorias. A pesar de los considerables daños a los seres humanos y a la naturaleza, la infestación de la oruga del pino es un problema subestimado.

urticaria producida por el contacto con las orugas de la procesionaria del pino


Entre los países del Mediterráneo, en las regiones costeras, cada año los pinos son asaltados por un insecto aparentemente inofensivo: la oruga del pino Thaumetopoea pityocampa Schiff. Como cuestión de hecho, este insecto es estrictamente fito y xilófago y así sobrevive

comiéndose las estructuras del pino, destruyendo así sus ramas y retrasando su crecimiento. Los pinos viejos son especialmente infestados por una cantidad masiva de parásitos. Los pelos de la oruga procesionaria son conocidos desde la antigüedad por las reacciones adversas, que no se limitan a la piel sino que también involucran a los sistemas oftálmicos y respiratorios.

La dermatitis que provoca la procesionaria se observa más comúnmente en lugares de trabajo como leñadores, personal forestales, jardineros residenciales, viveristas, ganaderos, recolectores de resina y entomólogos y en personas que pasan sus vacaciones al aire libre de camping.

El viento favorece la contaminación de los pelos de las orugas y la sudoración también facilita la aparición de dermatitis. La gravedad y la distribución de la erupción depende de la modalidad e intensidad de exposición. La cara, el cuello, antebrazos, espacios interdigitales y el dorso de las manos son las zonas del cuerpo más afectadas. La gravedad de la erupción puede dividirse en si ha habido contacto directo o si ha sido por contacto indirecto (el aire). Los pelos de las orugas pueden atravesar la ropa y clavarse en nuestra piel.
El prurito provocado por las orugas es intenso y continuo, con empeoramiento intermitente. Clínicamente, la erupción se manifiesta con la piel teñida de rosa a rojo brillante, máculas y pápulas redondas, de 3 a 8 mm de diámetro. Las pápulas pueden ser superadas por vesículas.

Bálsamo con mentol para calmar picaduras

Bálsamo con mentol para calmar picaduras
Las lesiones purpúricas debido al rascado son resultados comunes. A veces se pueden producir lesiones ampollosas. En los párpados de la erupción puede llegar a ser evidente con un edema más o menos visible.

El tratamiento es principalmente de apoyo y muestra escasa eficacia. Los antihistamínicos sistémicos no revelan gran utilidad. Sin embargo se recomienda su uso.

Los esteroides tópicos pueden acelerar la resolución de las lesiones, mientras que los esteroides sistémicos se utilizan excepcionalmente en los casos graves.

Los productos anti-picazón tópicos que contienen mentol o fenol puede ser útiles para aliviar el prurito.

Si tienes picazón en los ojos, te molesta la luz, experimentas mucho lagrimeo y tienes problemas respiratorios, debes acudir al médico de inmediato y comunicarle que has tenido contacto con orugas.



Manifestaciones cutáneas originadas por la oruga procesionaria del pino (Thaumetopoea pityocampa).

J. Vegaa , J.M. Vega, I. Moneo
La oruga procesionaria del pino es la forma larvaria del lepidóptero nocturno Thaumetopoea pityocampa (TP). Supone una plaga forestal en los países mediterráneos y se está expandiendo hacia el norte de Europa por el calentamiento global. Durante sus tres últimos estadios larvarios presenta unos pelos urticantes de pequeño tamaño, que se desprenden con facilidad y pueden ser transportados por el viento. Estos pelos pueden producir distintas patologías, entre las que destaca la afectación cutánea que se manifiesta fundamentalmente como urticaria de contacto y dermatitis papulosa. También son capaces de clavarse e irritar la mucosa conjuntival y de penetrar en la vía respiratoria produciendo manifestaciones a este nivel. En los últimos años se han descrito varios casos de reacciones anafilácticas por este insecto.

Los mecanismos patogénicos implicados incluyen el mecánico o irritativo y el alérgico por hipersensibilidad mediada por IgE, donde las reacciones son inmediatas, repetidas y progresivamente más graves.


En el artículo original se describe apartados semejantes a los que ahora vamos explicar. 

Cómo tratar una picadura de oruga.

Si bien las orugas son lindas, y verlas es divertido, también tienen el potencial de picarte. Las picaduras de orugas pueden ocasionar síntomas menores o pueden empezar una reacción alérgica potencialmente peligrosa. Para tratar una picadura de oruga, tienes que limpiar el sitio de la picadura, tratar los síntomas, y consultar con un profesional médico si los mismos empeoran. Al final, te podrás recuperar con facilidad de una picadura de oruga.

Limpiar el sitio de la picadura

1.- Retira la oruga sin tocarla. Si la oruga todavía sigue sobre tu piel, tendrás que retirarla. Hazlo sin usar tus manos. Usa pinzas, alicates o guantes gruesos para levantarla. Esto es importante, ya que te podría picar de nuevo si tratas de quitarla usando solamente los dedos.
Además, debes usar pinzas para quitar el aguijón, si ves uno.
2.- Coloca cinta sobre el área de la picadura y luego quítala. Usa cinta adhesiva, cinta de embalar o algo similar, y colócalo sobre el sitio de la picadura. Luego, retíralo rápidamente. La cinta se quedará con cualquier pelo venenoso o espinas que continúen en tu piel. Esto es importante para minimizar los síntomas de picadura y prevenir aguijones adicionales.
Es posibles que quieras colocar y retirar la cinta en el sitio de la picadura varias veces para asegurarte de quitar todos los pelos y las espinas.
También puedes usar la parte adhesiva de una curita para quitar los pelos o las espinas.
3.- Lava el área. Usa jabón y agua tibia para lavar el área con detenimiento. Asimismo, lava el área circundante también. Por último, asegúrate de lavarte ambas manos a fondo en caso de que hayan entrado en contacto con el veneno o los aguijones.

Tratar los síntomas

1.- Aplícate una pasta de bicarbonato de sodio y agua. Mezcla una cucharada de bicarbonato de sodio con una cucharada o dos de agua tibia. Luego, aplica generosamente la pasta y deja que se siente durante un par de minutos. Esta pasta de bicarbonato de sodio debe reducir la picazón y otras molestias. Vuelve a aplicar la pasta cada par de horas.
2.- Usa una crema de hidrocortisona. Si el bicarbonato de sodio no alivia los síntomas, enjuágate la pasta de bicarbonato de sodio y luego aplica una cantidad generosa de crema de hidrocortisona. Deja que la crema se siente. Es posible que tome hasta una hora para que suavice el área de la picadura. Vuelve a echarte la crema según las indicaciones del producto.
3.- Prueba con una crema antihistamínica. Si la crema de hidrocortisona tampoco te ayuda, enjuágate tanto la pasta de bicarbonato de sodio como la crema de hidrocortisona y luego aplica una cantidad generosa de crema antihistamínica. Espera hasta una hora para ver si notas una diferencia. En muchos casos, se ha demostrado que las cremas antihistamínicas no son efectivas para aliviar los síntomas de una picadura de oruga. Sin embargo, es posible que la crema haga efecto en ti.
4.- Aplícate una compresa fría. Después de haber aplicado una pasta de bicarbonato de sodio o una crema puedes colocar una compresa fría en el sitio de la picadura. Coloca una bolsa de hielo, o carnes o verduras congeladas en el sitio de la picadura de 10 a 20 minutos a la vez. Vuelve a aplicar la compresa fría cada hora o dos.

Obtener más ayuda

1.- Ponte en contacto con tu médico si experimentas ampollas graves. Si tus síntomas empeoran o tus ampollas tienen un aspecto alarmante, debes comunicarte con un profesional médico de inmediato. Esto es importante, ya que algunas personas podrían tener reacciones alérgicas potencialmente mortales a las picaduras de orugas.
2.- Aprende sobre los diferentes síntomas. Las picaduras de orugas pueden provocar una variedad de síntomas. Dependiendo del tipo de la oruga y ya sea que seas alérgico o no, los síntomas pueden ser bastante leves o graves. 

Los síntomas comunes incluyen:

- Picazón y dermatitis de contacto, ampollas, picazón, pequeñas protuberancias rojas, dolor.
- Conjuntivitis aguda, si los pelos penetran los ojos.
- Erupción cutánea y urticaria.
- Respiración dificultosa.
- Náuseas y vómitos.
- El sangrado y la insuficiencia renal pueden ocurrir después del contacto con la oruga Lonomia de América del Sur.

Consejos

- No toques o manipules orugas peludas o con colores brillantes.
- No te rasques el área de la picadura.
- Ten en cuenta el área geográfica donde recibiste la picadura y mantén a las mascotas y niños lejos de ella. Alerta a los oficiales si parece haber algún nivel inusual de reproducción.
- A menos que seas un profesional entrenado, no tengas animales salvajes como mascotas. Si quieres criar orugas hasta que sean mariposas o polillas, existen sitios web y catálogos especiales desde los cuales puedes pedir huevos y equipo.

Advertencias

Nunca dejes que las mascotas o los niños jueguen con criaturas desconocidas, incluso si es algo tan pequeño como una oruga. Enséñales a los niños a evitar especialmente las orugas peludas o con colores brillantes. Los colores llamativos y las crestas de los pelos por lo general son el código de la naturaleza del veneno.
Incluso las orugas que no pican pueden ser perjudiciales para tu patio. Presta atención a los nidos blancos y con telarañas de orugas en los árboles. Los gusanos de hoja perenne y las orugas de polilla gitana son parásitos y pueden matar árboles.

Cosas que necesitarás

·         - cinta (adhesiva, de embalar o de celofán) o una máscara facial comercial
·        -  una pasta de bicarbonato de sodio (bicarbonato de sosa) y agua
·         - un paquete de hielo o alimentos congelados (cualquier cosa fría o congelada servirá)
·         - agua limpia y jabón
·         - pastillas para aliviar el dolor
·         - una compresa fría
·        -  crema de hidrocortisona
·         - crema antihistamínica

Fuente sobre Como tratar una picadura de oruga: https://es.wikihow.com/tratar-una-picadura-de-oruga


Urticaria por exposición a la oruga procesionaria del pino.

Cuando se habla de Salud Pública se tiende a identificarlas con grandes temas:”Plan para la eliminación del sarampión”, Erradicación de la Polio, etc. Por eso cuando aparecen proyectos modestos como del que vamos a hablar aquí tienen mucho más mérito, se trata de estudios pegados a la realidad y que buscan prevenir problemas que no tardarán en presentarse.
Cuando leí el artículo: La procesionaria del pino puede ser una amenaza para la salud, me vinieron a la memoria las graves urticarias que hace algunos años tuve que atender de urgencia y, que en un primer momento, me desconcertaron. Unos días después encontré el vínculo que las unía: eran familias que habían pasado el domingo en una zona con pinos y la urticaria había sido provocada por la oruga procesionaria del pino.
En el enlace podéis leer el artículo completo: La procesionaria del pino puede ser una amenaza para la salud. El artículo publicado en Diario Médico explica:
El cambio climático está produciendo un aumento de la población de procesionarias del pino y de las zonas que pueden habitar.

"Las procesionarias del pino han pasado de ser una peste del bosque a una amenaza sanitaria debido a su progresión hacia las áreas urbanas.",

La oruga procesionaria es un insecto mediterráneo principalmente conocido por defoliar los pinos. Sin embargo, también puede producir reacciones alérgicas en humanos y animales. Su área endémica se está expandiendo hacia el norte de Europa. "En Francia se ha producido una progresión de 85 kilómetros en los últimos 20 años, con una aceleración significativa de 55 kilómetros en los últimos 10".
El grupo español se está centrando en el estudio de la sensibilidad humana a las neurotóxinas que desprenden las procesionarias y la duración de la actividad alergénica. "Las orugas, además de su actividad tóxica, contienen alérgenos. Estamos estudiando la frecuencia de la sensibilidad de las reacciones en diferentes poblaciones y describiendo los alérgenos más relevantes de estos insectos.

La literatura científica establecía la existencia de reacciones tóxicas o irritativas producidas al contacto con la oruga. Al comenzar el trabajo "observamos que había pacientes que reaccionaban de forma diferente en las mismas condiciones de exposición e incluso con contactos mínimos. Esto ocurría con especial frecuencia en pacientes con exposiciones repetidas, por motivos profesionales como los piñeros, ganaderos, albañiles, que trabajaban en zonas de pinares, o bien en población que vivía en zonas residenciales con pinos infestados de procesionaria".

El equipo español comenzó a investigar las diferencias de las reacciones para ver si había mecanismos alérgicos implicados. "Concretamente en esos grupos de población encontramos un porcentaje de alérgicos muy elevado, incluso mayor que los que padecían un mecanismo únicamente tóxico".

Los problemas que puede producir la oruga se extienden también al ganado y las mascotas. En el caso del ganado la reacción que produce se confunde a menudo con la enfermedad de la lengua azul, lo que conlleva su sacrificio.

"Los datos meteorológicos desde los años ochenta muestran un aumento en la temperatura invernal de más de tres grados". Varios estudios demuestran que la larva no sobrevive por debajo de los 16 grados bajo cero. Además, es necesario que "durante el día la temperatura en el nido sea superior a 9 grados y por la noche la ambiental supere los 0 grados. Si estas dos condiciones se producen, la larva se alimenta continuamente y sobrevive".

Así se explica que la población y el radio de acción de la procesionaria vayan aumentando. Según Roque, "las previsiones estiman que París estará colonizado en 2025, con todas las consecuencias de alergias en humanos -especialmente para los niños, que pueden jugar con la larva sin saber que es urticante- y otros problemas en las mascotas, que generalmente son sacrificadas después de ser inyectadas con el veneno. El alcance para España puede ser parecido".

Este proyecto conjunto, que tendrá una duración de cuatro años, quiere estudiar la relevancia de los alérgenos en Francia y España, determinar nuevas estrategias naturales para combatir al insecto, estudiar si se han producido variaciones en la oruga en las zonas colonizadas frente a las endémicas, y valorar si hay variaciones en las proteínas alergénicas y en la respuesta animal y humana en función de las diferentes áreas de acción de la procesionaria

Es importante también "que la población aprenda las medidas de prevención", entre ellas cómo deshacerse de los nidos sin recibir el veneno, y que los pacientes alérgicos sean conscientes del peligro de padecer una reacción anafiláctica.



Wikipedia define la urticaria como: enfermedad de la piel caracterizada por lesiones cutáneas edematosas, de contornos geográficos y con halo eritematoso, generalmente evanescentes y cambiantes. Las lesiones se denominan habones y son la consecuencia del edema y vasodilatación de la dermis superficial. La urticaria va acompañada, generalmente, de prurito.
Según Medline: La urticaria son ronchas rojizas y a veces pruriginosas en la piel. Suele ser provocada por una reacción alérgica. Las reacciones alérgicas provocan en el cuerpo la liberación de sustancias químicas que hacen que la piel se inflame y se formen las ronchas. La urticaria es muy común. Suele desaparecer espontáneamente, pero si el caso es serio, es posible que se requieran medicinas o una inyección. En raras ocasiones, las reacciones alérgicas pueden causar una inflamación peligrosa en las vías respiratorias y dificultar la respiración, lo que constituye una emergencia médica.
Consuelo Ibáñez Martí, médico salubrista
Fuente del apartado “Urticaria por exposición a la oruga procesionaria del pino”:



La oruga procesionaria provoca urticaria en el 12% de las personas que viven en zonas rurales


La oruga procesionaria provoca urticaria en el 12 por ciento de las personas que viven en zonas rurales y en el 4 por ciento de las que residen en áreas urbanas, según se desprende del estudio Prevalencia de reacciones cutáneas a la procesionaria del pino en adultos, que se publica en Contact Dermatitis.


 
El estudio, que ha sido dirigido por investigadores españoles de diferentes comunidades autónomas, ha valorado la prevalencia de la urticaria en la población adulta, que es uno de los principales problemas que se desencadenan del contacto, ya sea directo o indirecto (por el aire), con la oruga procesionaria.
 
La oruga procesionaria tiene pelos en forma de arpón, que se desprenden, viajan por el aire y pueden entrar en contacto con los ojos o con la piel, provocando, en el primer caso conjuntivitis y, en el segundo, urticaria.

foto publicada en http://fernaturainsectos.blogspot.com/2016/02/la-procesionaria-del-pino-thaumetopoea.html

 
Como explica el especialista en Alergología e Inmunología Clínica, Javier Subiza Garrido, "en esta especie de arpones hay una sustancia que es histaminoliberadora", por lo que todas las personas que entran en contacto con esta oruga tienen este tipo de reacciones. "Es un efecto tóxico que afecta a la población que tiene la mala suerte de que estos microarpones lleguen a la conjuntiva ocular o a la piel", añade.
 
Además y aunque en menor medida, "se han descrito casos clínicos de pacientes que desarrollaron una verdadera alergia a estas estículas a través de un mecanismo mediado por IgE; es decir, un mecanismo similar a la alergia a los pólenes o alimentos", advierte el alergólogo de la Clínica Subiza.
 
"Estos casos -prosigue el experto- son más graves porque al ser por un mecanismo IgE se han descrito reacciones alérgicas de gran intensidad y algunos casos de anafilaxia, especialmente, entre profesionales que desarrollan su labor profesional en el campo".

Normalmente, las reacciones inespecíficas, que no están medidas por IgE sino por la propia sustancia tóxica irritante que se desprende de la oruga, suelen "ser leves", pero depende mucho de la cantidad a la que el sujeto se exponga. "Si el contacto es muy masivo puede producir reacciones más importantes", asegura Subiza.

En el caso en que la reacción sea leve lo primero que hay que hacer, según Subiza, es echarse agua, si es fría mejor, en la zona afectada. Después "se puede tratar con un antihistamínico. Y en los casos más graves se puede utilizar un corticoide sistémico".

foto publicada en https://www.researchgate.net/figure/Aeromediated-contact-papulo-urticarial-eruption-due-to-setae-of-pine-caterpillar_fig2_239948666



MEDIDAS PARA EL CONTROL DE LA PLAGA

Por su parte, la directora general de la Asociación Nacional de Empresas de Control de Plagas (Anecpla), Milagros Fernández de Lezeta, aconseja que cuando se observe la aparición de bolsones (nidos formados por seda que sirven de refugio a este animal) se contacte con los profesionales.

"Cuando vemos que hay bolsones en un pino, en primavera sabemos con seguridad que habrá procesionaria en el suelo", recuerda la experta. En este sentido, es necesario "prestar atención a las zonas urbanas, residenciales, sobre todo, a las que puedan acceder los niños como colegios y parques".

Entre las medidas físicas, se encuentran la eliminación de los bolsones y el empleo de trampas de feromonas, que "atraen selectivamente a los machos y disminuyen la posibilidad de apareamiento", explica Fernández de Lezeta.

Asimismo, se puede colocar un cono, que sirve para atrapar a la oruga, que, en este caso, muere por inanición, o se pueden emplear tratamientos con insecticidas. En cualquier caso, la elección de cualquiera de estas medidas depende del ciclo biológico en el que se encuentre la oruga.



"Es importante conocer el ciclo y aplicar las medidas conforme a la autorización prescrita y teniendo en cuenta la dosis de aplicación. Para ello se necesita formación y acreditación", recuerda la directa general de Anecpla.

(EUROPA PRESS)


Certificados de Profesionalidad CP2 y CP3 de Control de Plagas por Acreditación o por Formación.


En Cataluña desde junio del 2015 no ha aparecido ninguna convocatoria para conseguir los Certificados de Profesionalidad para el Acredita’t para aquellos aspirantes que tengan un mínimo de tres años de experiencia.



Desde entonces solo se ha conseguido los Certificados de Profesionalidad por la vía de la formación. Así en la familia de Seguridad y Medio Ambiente, subfamilia de Gestión Ambiental el CP2 Servicios para el control de plagas de 370 horas que se realizan en el CIFO de Santa Coloma o en Can Calderón de Viladecans o el CP3 Gestión de Servicios de control de organismos nocivos de 510 horas que se realizan en el mismo CIFO de Santa Coloma, centro de referencia en el SOC, y en Nou Grado de Castelldefels, donde la próxima semana empieza un nuevo curso que de momento aún dispones de plazas.



Nou Grado Centro de Formación Dr. Trueta 1, entresuelo 1ª  08860 Castelldefels

Como he dicho antes, en Cataluña no aparece una nueva convocatoria desde el 2015, por lo que aquellos aspirantes interesados en conseguir la acreditación se tiene que dirigir a otra comunidad autonómica.




Actualmente está en vigor, pues la convocatoria está abierta hasta el 1 de julio del 2018, en la Comunidad de Madrid. Ver: http://www.todofp.es/acreditacion-de-competencias/convocatorias/2018.html#ancla016-1


Familia de Seguridad y Medio Ambiente:
CP2 Servicios para el Control de Plagas.
CP3 Gestión de Servicios para el Control de Organismos Nocivos.

…/…
En el punto Quinto: Requisitos de participación en el procedimiento.

En el punto Séptimo: Inscripción en el procedimiento. Solicitudes: plazo, forma y lugar de presentación.

En el punto Octavo: Acreditación del cumplimiento de requisitos. Justificación del historial profesional y/o formativo.

Como información complementaria, puede consultar en este mismo blogs:

Consejos a tener en cuenta para una futura convocatoria del Acredita't

Certificado de Profesionalidad en el sector de control de plagas

El ratón doméstico (Mus musculus) puede transmitir bacterias resistentes a los antibióticos


Los ciudadanos urbanitas tendemos a focalizar más nuestra aversión en las ratas de alcantarilla, que a veces podemos avistar en el exterior, que en los minúsculos ratones domésticos (Mus musculus). Sin embargo, es más probable que sea un simpático ratón instalado discretamente en nuestro domicilio, y no una rata, quien nos pueda transmitir toda una serie de bacterias, algunas de ellas resistentes a los antibióticos.

 
Mus musculus

El ratón común o doméstico (Mus musculus) vive habitualmente en interiores, en gran proximidad con los humanos, habita en todos los continentes excepto la Antártida, y se sabe que puede ser portador de microbios patógenos, como Clostridium difficile, Campylobacter, Leptospira spp. , Toxoplasma gondii  o Salmonella.

Dada la creciente resistencia a los antimicrobianos y la importante amenaza que este fenómeno representa para la salud humana, investigadores de Nueva York han estudiado la capacidad de los ratones domésticos para transmitir bacterias resistentes. Según los autores, aunque las ratas suelen captar más la atención de los ciudadanos porque son más grandes y podemos verlas corriendo por las calles o el metro, los ratones son, desde un punto de vista de salud pública, más preocupantes porque viven en el interior de las casas y es más probable que contaminen nuestro entorno, incluso si no los vemos.

Así que cazaron 416 ratones del interior de edificios residenciales, de diversos lugares de la ciudad de Nueva York, durante el período de un año, y realizaron un estudio genético de sus excrementos.

Este análisis genético reveló que los ratones estudiados eran portadores de diversas bacterias causantes de enfermedades gastrointestinales, incluyendo C. difficile, E. coli, Shigella y Salmonella.

Mus musculus


En el caso de la Salmonella, se sabe que las infecciones en humanos pueden ser resultado de alimentos contaminados con desechos animales, incluidas las heces de ratón. En cambio, las infecciones por C.difficile tienen normalmente carácter nosocomial y se adquieren principalmente en entornos de atención médica. Pero, según los autores, las infecciones por C. difficile también podrían propagarse en la comunidad por los ratones que albergan estos patógenos.

De hecho, la epidemiología de las infecciones comunitarias por C.difficile no se conoce bien, y se considera que la mayoría de casos circulan directamente entre los hospitales y la comunidad, ya que estudios han mostrado que un alto porcentaje de los casos aislados asociados a la asistencia sanitaria coinciden con los de la comunidad. El mantenimiento y la amplificación de C.difficile por reservorios en el entorno urbano podría contribuir a este ciclo, concluyen los autores.

En un estudio previo, el mismo equipo detectó que el 0,8% de las ratas (Rattus norvegicus) en Nueva York son portadoras de C.difficile, una tasa de prevalencia más baja que la que registraron en su estudio actual, en el que registraron que el 4,3% de los ratones domésticos de la ciudad dan positivo para el ADN de C.difficile.

En el estudio también se detectó ADN de Leptospira en el tejido renal del 4% de los ratones (Leptospira interrogans y Leptospira kirschneri). Las especies patógenas de Leptospira pueden causar síndrome de hemorragia pulmonar, fiebre indiferenciada y leptospirosis (enfermedad de Weil). Este hallazgo sugiere que, aunque las ratas se asocian normalmente con la dispersión de la Leptospira, la vigilancia de este patógeno debería extenderse también a los ratones domésticos.

Mus musculus


Portadores de bacterias resistentes


Finalmente, el estudio corrobora que los roedores silvestres son portadores de bacterias resistentes a los antibióticos. En los análisis realizados en los más de 400 ratones, el 37% albergaba al menos una bacteria potencialmente patógena y el 23% fueron positivos para, al menos, un gen mediador de resistencia antimicrobiana a antibióticos comunes..

El “resistoma” bacteriano, o conjunto de todos aquellos genes que contribuyen, ya sea de manera directa o indirecta, a la resistencia de las bacterias y, por extensión, a la resistencia de las mismas a los antibióticos, está influenciado por la presión de factores antropológicos, incluida la medicina humana y el uso agrícola de antibióticos como promotores del crecimiento, que pueden conducir a la selección evolutiva de bacterias resistentes. En este escenario, los roedores urbanos se han relacionado con el transporte de bacterias resistentes a los antibióticos, como Escherichia coli y Staphylococcus aureus

Así se vio también en el estudio, en el que además se detectó un mayor número de genes de resistencia en los ratones machos que en las hembras. Un hecho que podría estar relacionado con un mayor rango de territorio frecuentado alrededor del nido por los machos, lo que resultaría en un aumento de exposición a bacterias positivas a la resistencia antimicrobiana.


Mus musculus


Fuente: New York City House Mice (Mus musculus) as Potential Reservoirs for Pathogenic Bacteria and Antimicrobial Resistance Determinants, mBio  http://mbio.asm.org/content/9/2/e00624-18.full

Publicado en Higiene Ambiental , Viernes 20 de abril de 2018

Las imágenes de Mus musculus las he conseguido por una búsqueda como tal en Google Imágenes. Agradezco a sus autores por compartirlas en la red.

Publicado en el BOE el nuevo Convenio colectivo estatal del sector de desinfección, desinsectación y desratización.


Ha sido publicado en el BOE el "Convenio colectivo estatal del sector de Desinfección, Desinsectación y Desratización", que regula las condiciones de trabajo para todas las empresas y sus trabajadores incluidos en este sector. Tiene una vigencia de 4 años (2017-2020) y afecta a todas las empresas que desarrollen las actividades de desinfección, desinsectación y desratización con la utilización de sistemas y/o productos manipulados o no, ya sean en conjunto o por separado.


jueves, 5 de abril de 2018

CHINCHES DE LA CAMA, MÁS PELIGROSAS DE LO QUE CREEMOS


Las chinches son capaces de albergar el patógeno que causa la enfermedad de Chagas durante 97 días, según muestra una investigación reciente.

Aunque generalmente se considera una molestia o una plaga irritante, se sabe que la chinche común (Cimex lectularius) es capaz de albergar más de 40 patógenos causantes de enfermedades humanas. En la transmisión a los humanos es donde las chinches parecen no ser tan buenas como algunos de sus otros primos que también se alimentan de sangre. Los entomólogos tienen alguna evidencia de que las heces de chinches de cama pueden ser un canal para la transmisión de enfermedades, por lo que es aconsejable estudiar qué patógenos pueden tener las chinches y qué tan bien pueden sobrevivir esos patógenos dentro de ellas.



Con ese fin, los investigadores de chinches de la Universidad Estatal de Nuevo México han investigado la capacidad de las chinches para llevar el Trypanosoma cruzi, el protozoo que causa la enfermedad de Chagas, e informan de sus hallazgos en un nuevo artículo publicado en Journal of Medical Entomology. En un experimento de laboratorio, los investigadores encontraron que casi todas las chinches que alimentaron con sangre infectada con T. cruzi luego mostraron formas vivas del patógeno en sus entrañas y que T. cruzi frecuentemente sobrevivió a través de la muda de sus huéspedes.



Este último hallazgo, conocido como persistencia transestadial, es notable porque las ninfas del chinche mudan típicamente después de cada ingesta de sangre, lo que hacen cinco veces antes de llegar a su etapa adulta, dice Álvaro Romero, profesor asistente de entomología urbana en NMSU e investigador principal en el estudio."Si T. cruzi no pudiera persistir durante el proceso de muda, las ninfas serían menos efectivas como vectores ya que tendrían que alimentarse de un huésped infectado para volver a adquirir el parásito en sus entrañas después de cada muda.” dice Romero.

Foto publicada en la fuente original https://entomologytoday.org/2018/01/30/study-further-evidence-bed-bugs-transmit-chagas-disease-pathogen/


Romero y sus colegas Brittny Blakely y Stephen Hanson, intentaron comprender cuánto tiempo T. cruzi podría sobrevivir dentro de las chinches, y descubrieron que, además de que el parásito sobrevivía a través de las etapas ninfales, el T. cruzi duró hasta 97 días en chinches macho adultos alimentados con sangre infectada (no se sabe si podría durar más tiempo, ya que el experimento se detuvo después de ese período). La evidencia podría tener implicaciones epidemiológicas importantes, dice Romero, en caso de que se establezcan ciclos de infección por T. cruzi entre chinches y humanos en áreas endémicas de la enfermedad de Chagas.


Trypanosoma cruzi. Ciclo de vida



La enfermedad de Chagas es una infección transmitida por vectores con síntomas que varían de leves a potencialmente mortales, y se transmite principalmente por insectos en la subfamilia Triatominae, una agrupación de aproximadamente 130 especies que se encuentran en las Américas. (A menudo se los conoce como "bichos que se besan" por su hábito de alimentarse de las caras de los humanos dormidos). Los insectos que se alimentan de sangre transmiten la enfermedad de Chagas a través de sus heces, y la infección afecta a 8 millones de personas en México, América y América del Sur, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


 
Trypanosoma cruzi

Los hallazgos de los investigadores de NMSU ofrecen más evidencia de que las chinches podrían potencialmente propagar la enfermedad de Chagas en condiciones naturales. Un estudio de la Facultad de Medicina de la Universidad de Pensilvania publicado en 2015 mostró que las chinches podrían transmitir la infección a los ratones en un entorno de laboratorio, aunque se necesita más investigación, dice Romero, para juzgar si dicha transmisión puede ocurrir de chinches a humanos, en un entorno del mundo real, y hasta qué punto.


Trypanosoma cruzi


"También esperamos que este trabajo despierte el interés de la comunidad de investigación latinoamericana de analizar con más detalle la epidemiología de Chagas o cualquier otra enfermedad en sus países y comprender mejor el potencial de las chinches para transmitir el agente causal de la enfermedad en condiciones naturales", Dice Romero.



Fuente: Entomology Today
Study Offers Further Evidence of Bed Bugs’ Ability to Transmit Chagas Disease Pathogen 


Publicado en ANECPLA, el 16 de febrero de 2018

Las imágenes de Trypanosoma cruzi las he conseguido por una búsqueda como tal en Google Imágenes. Agradezco a sus autores por compartirlas en la red.